domingo, 10 de junio de 2012

Carta para mi





Hola, solo quería despedirme…
Yo no quería  volver a enamorarme, pero me  enamoré  y fue más que doloroso. Yo no quería sufrir y fue mas que eso, intente alejarme de todas esas costumbres de novios y me fue imposible, mi corazón siempre me estaba arrastrando hacia ti y no podía liberarme, yo lo quería todo con vos y no lo podía negar.  Quería ser el hombre de tus sueños y pensaba que si lo era,  las hormigas me picaban todo el cuerpo de solo mirarte, como cuando solo sentía tu perfume “deseo de amor” y mis sentidos enloquecían por comerte la boca como loco enamorado.
 Ese dolor estaba floreciendo con el correr del tiempo, me estaba dando cuenta que era el único, se necesitaba que ambos seamos ese uno, yo no quería un amor viciado de locuras, no necesito ser el único con planes para el futuro, yo no quería nada de todo eso, solo quería ser parte de tu vida aquí y siempre, porque había prometido cuidarte y respetarte mas allá de todo lo que suceda. Confíe y creí en ti ciegamente.
Ya no tengo nada, aquí estoy con todo lo que dejaste, un montón de palabras que no pude decir y solo un rastro de tinta fresca purificando mis sueños. Yo pensé que era todo diferente, me di cuenta que fue nada mas que sexo… y yo solo me enamore… SOLO

6 comentarios:

Maria De Los Ángeles dijo...

Hola, te mando un saludo desde Madrid, España

Osvaldo Rene Alberto dijo...

Yo creo que no es una despedida, porque ese corazón sigue ahí latiendo fuerte, herido sí, pero con mucha vida. Los desengaños siempre llegan a tiempo y es ese tiempo que los convierte en olvido, es el hueco de la ausencia el que hay que superar y aprender de que siempre nos merecemos más.
Un abrazo amigo, buena entrada llena de desahogo.

Camilla dijo...

Es una carta muy triste, en las cosas del Amor nada es seguro un dia volveras amar y seras plenamente correspondido no dejes cerrado tu corazon por lo que ahora sientes todo pasa y esto pasara.
un beso perfumado desde mi jardin

Starlove dijo...

Aun cuando creas que todo está perdido
hay que seguir luchando
Porque cuando crees en algo
tienes que poner el corazon
abandonar hasta tu alma
por coger con fuerza su corazon
Y aunque la batalla está perdida
y las paredes sean tan altas como las montañas
No puedo ni quiero rendirme
Te esperare siempre
besos y abrazos.

Paula Cruz dijo...

Qué triste carta, pero con un amor muy vivo aún... esas cosas suceden y sucederán mientras haya almas sensibles a amar en demasía y a darlo todo.
Besos al alma.

Andres dijo...

GRACIAS amigo osvaldo,camila, paula cruz,starlove, maria de los angeles y camilla por co mprender esta carta, de la cual me he podido guardar en el corazon y desahogarme por este medio,,,, un abrazo a todos